De la Madrid, la Teleserie de la “Familia Feliz”

Jenaro Villamil

Fuente: cnn.com

El lunes 2 de abril, en el marco de los funerales de Estado de Miguel de la Madrid,  la “familia feliz” volvió a reunirse públicamente en Palacio Nacional. Muchas historias, traiciones, pactos y golpes bajos y hasta arrepentimientos (como el del mismo ex presidente que pronto fue acallado por su familia, Carlos Salinas y él mismo) han ocurrido en este grupo que puede protagonizar una teleserie. Una misma trama los une ahora: el retorno al edificio ícono del poder presidencial.

Hubo una época en que a la mayoría de los asistentes a este funeral se le conoció como “la familia feliz”. Formaban parte de una gran madre –la Secretaría de Hacienda-, un padre providencial que a todos les dio trabajo y poder –el Banco de México-, y se fusionaron para llegar al poder en la Secretaría de Programación y Presupuesto, creada en 1979 por José López Portillo, el “último presidente de la Revolución”, como él mismo se definió.

La “familia feliz” de los tecnócratas estaba predestinada a ser gobernada por los “político-políticos”, es decir, los operadores surgidos de la entraña del PRI, acostumbrados a ganar elecciones, a formar alianzas y pactos de poder, con trayectoria en el Congreso, los gobiernos estatales, desentendidos de las finanzas nacionales.

Paradójicamente, fue López Portillo quien decidió encumbrarlos con Miguel de la Madrid, al nombrarlo candidato presidencial del PRI en 1982. La “familia feliz” acabó por satanizar a Jolopo, recordado por los “orgullos de su nepotismo”, por la corrupción de su gobierno que se cobijó en la bonanza petrolera y por su último gran pecado: la nacionalización de la banca, en septiembre de 1982, tras la debacle del peso y de los precios del petróleo.

A José López Portillo no le hicieron funerales de Estado como a Miguel de la Madrid. Falleció  disminuido física y mentalmente, distanciado de su propia generación. Gran profesor de teoría del Estado en la UNAM, López Portillo nunca imaginó que acabaría por desmantelar a este mismo Estado que teorizó en sus cátedras universitarias.

Sigue leyendo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s