Los Medios y la Matanza de Migrantes

Imagen: elclarin.com

La foto desplegada en los medios impresos el jueves 26 de agosto documentó  el horror y el inicio de la peor noticia de México frente al mundo en los últimos años: 72 cuerpos apilados, amordazados, con las manos y los pies atados. En algunos casos se observaba claramente el tiro de gracia. Todos migrantes. La mayoría de Centroamérica. Hasta ahora, poco más de 20 identificados. Reacción airada del gobierno de Ecuador, cuyo presidente Rafael Correa presentó ante la Fiscalía general una denuncia para investigar la muerte de uno de sus connacionales en el rancho tamaulipeco de Santa Fe.

Entre los primeros medios en desplegar la noticia estuvo el periódico Reforma. El miércoles 25 de agosto publicó como su noticia principal el siguiente texto: “Hallan 72 Cuerpos. Son 14 mujeres y 58 hombres. No detalla la Semar (Secretaría de Marina) cómo se encontraban”. El rotativo se basó en información proporcionada por la Armada de México.

Para la tarde del miércoles y durante todo el jueves 26 de agosto, la masacre ya había dado la vuelta al mundo. Los principales noticiarios televisivos de Estados Unidos destacaban el horror: el cártel de los Zetas se convertía en la clara imagen del desgobierno en México frente al crimen organizado. La prensa de Ecuador, Honduras, El Salvador y Brasil desplegaban la historia subrayando la corrupción de las autoridades migratorias mexicanas. CNN en español y en su versión en español destacaron la información, subrayando la crisis diplomática en ciernes. La entrevista con Carmen Aristegui, en CNN en Español puso el dedo en la llaga: “¿cuáles son las redes de corrupción que alimentan este caso?”.

La Comisión Nacional de Derechos Humanos informó que tan sólo en el primer semestre de 2010 se reportaron ¡10 mil casos de indocumentados secuestrados en México! Se les exige entre 1,500 y 5 mil dólares por liberarlos. Por los secuestros de 2009, la CNDH calculó que los cárteles del crimen organizado mexicano obtuvieron 25 millones de dólares.

A pesar de estos datos que concatenaban las dimensiones del escándalo, el principal noticiario de Canal 2, de Televisa, inició su emisión nocturna del jueves 26 de agosto con una larga nota sobre inundaciones y tormentas. La madre naturaleza encubriendo a la madre corrupción.

Los medios radiofónicos desplegaron las declaraciones de Felipe Calderón que, en lugar de exigirle cuentas a la titular del Instituto Nacional de Migración, se colocó en el lugar de víctima y no de titular del Poder Ejecutivo: calificó de “barbarie incalificable” lo ocurrido. En una extensa entrevista en Radio Fórmula, con Joaquín López Dóriga, Calderón aprovechó la masacre para reprocharle a los priistas sus descalificaciones al gobierno, a raíz del crimen del ex candidato a gobernador en Tamaulipas. Fiel a su estilo, Calderón se puso a la defensiva y lanzó una amenaza verbal: “No me canso de decir que es una razón más, y poderosa además, para seguirlos combatiendo, unir esfuerzos, enfrentarlos y erradicarlos; no puedo decir como presidente ‘a cómo dé lugar’, pero me dan muchas ganas de decirlo”.

Y las palabras de Calderón se van hundiendo ante la falta de hechos concretos que aminoren el escándalo internacional.

Sorpresivamente, en sus ediciones del viernes 27 de agosto, los principales periódicos dejaron la noticia en segundo plano. La Jornada, Reforma, El Universal y Excélsior desplegaron como información principal la propuesta de Felipe Calderón para prohibir las compras en efectivo de más de 100 mil pesos en automóviles y bienes raíces y “acotar” de esa manera el “lavado de dinero”. Milenio Diario también le dio la noticia principal a Calderón y no a la secuela de la matanza de Tamaulipas: “Cansa ‘cantaleta’ de abusos del Ejército: Calderón”.

La Razón, rotativo dirigido por Pablo Hiriart, documentó más sobre el horror con la siguiente nota de David Saúl Vela: “Zetas de 16 años masacraron a los 72 migrantes”. El reportero documenta que, a partir del testimonio de un joven de 16 años, el único detenido hasta ahora por la masacre, se reveló que el comando estaba formado por 10 jóvenes sicarios. Las autoridades federales afirmaron que el crimen organizado recluta a menores como sicarios, debido a que pueden evitar la cárcel y recibir sanciones bajas al ser sometidos a la Ley de Justicia para Adolescentes.

La nota de La Razón abona en el peor escenario derivado del fracaso frente al crimen organizado: ahora son los ninis quienes realizan el trabajo sucio. La Virgen de los Sicarios se queda corta como novela de los horrores de una sociedad descompuesta frente a la capacidad de enganche del narcotráfico en una juventud que no tiene futuro.

En el transcurso del viernes 27 de agosto, Calderón se dedicó a desmentir informaciones. Negó que uno de los ministerios públicos que investigaba el caso hubiera sido asesinado, tal como lo publicó La Jornada en su segunda página: “matan al MP que indagaba el caso”. La protección del único sobreviviente, un joven migrante ecuatoriano, fue demandada por la CNDH. Varios medios impresos y electrónicos desplegaron su nombre y hasta fotos familiares del ecuatoriano.

Sin embargo, la pesadilla no se acabará con sólo minimizar o silenciar las dimensiones de la masacre. En las instalaciones de Televisa en Ciudad Victoria, capital de Tamaulipas, estallan dos coche-bombas. Esto originó la interrupción de la señal del canal 26, repetidora de Televisa, y del canal 7, de la compañía Multimedios.

Como sucedió en Durango, entramos al escenario del terrorismo informativo a manos de uno de los grupos del crimen organizado: querrán controlar y gestionar la información a partir de la presión y la violencia.

Pero ya es demasiado tarde para ocultar o pretender intimidar a todos los medios internacionales y nacionales que no sólo condenan a los autores de la masacre sino a la impunidad y la corrupción que están detrás de cada bala contra quienes pensaban que México era la vía más corta para llegar al american dream.

3 Respuestas a “Los Medios y la Matanza de Migrantes

  1. Sobre La Razon, lo que quiere decir solamente que Pablo Hiriart como se sabia, tuvo mejor olfato para el negocio y publico esta informacion para vender mas y no por un afan de presentar la realidad, su pasado no nos contradice, saludos.

  2. Marisa Fernández

    La verdad es que dudo que sean los Zetas los autores intelectuales e incluso materiales. Esto es guerra sucia y esta masacre sólo es parte del trabajo sucio que los des gobiernos de México han venido realizando por órdenes allende el río Bravo. Ahora que si son los Zetas, pues entonces el des gobierno está totalmente perdido. De cualquier manera, veo que nos encontramos ante un Estado Fallido buscado a ciencia y paciencia desde hace un rato. Calderón ha tenido el demérito de reproducir las condiciones previas a los levantamientos de 1810 y 1910, sólo que corregidas y aumentadas a niveles de terror y todo apunta a provocar otro levantamiento para que la industria armamentista tenga ganancias.

  3. María Raquel Muñoz Pérez

    Yo tambié dudo que sean Los Zetas, ahora cualquier cosa que pasa se la achacan a ellos. podrían haber sido los polleros que los internan en territorio mexicano. Los motivos, quien sabe.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s