Por encima de la ley, nadie, afirma Ebrard

"Para que los vea Sandoval". El jefe de Gobierno del Distrito Federal se expresó de esa manera al recorrer la Feria Internacional de la Industria del Pan, en el World Trade Center. El funcionario subrayó que los prelados deben someterse, como todos los ciudadanos, a lo que la ley dispone. Ahora el cardenal tendrá que demostrar sus aseveraciones u ofrecer una disculpa pública. Ayer la juez María Magdalena Malpica dio entrada a la demanda civil que interpuso el político por daño moral. La arquidiócesis de Guadalajara dijo que el religioso está en disposición de responder la demanda Foto La Jornada

Gabriela Romero

Periódico La Jornada
Jueves 26 de agosto de 2010, p. 31

Los cardenales o prelados de la Iglesia católica o de cualquier otra religión no gozan de fuero por encima de la ley, por lo que si imputan un delito grave a servidores públicos o instituciones tienen que probarlo. Por lo que simple y llanamente Juan Sandoval Íñiguez se va a tener que disculpar y recibir una sanción como cualquier otro ciudadano, señaló Marcelo Ebrard Casaubon, jefe de Gobierno del Distrito Federal.

Entrevistado sobre la decisión de la juez María Magdalena Malpica Cervantes de dar entrada a la demanda civil por daño moral que interpuso en contra del cardenal Juan Sandoval y el vocero del Arzobispado, Hugo Valdemar, el Ejecutivo remarcó que los prelados deben someterse, como todos los demás, a lo que la ley dispone y saber que no se puede imputar delitos o tratar de desprestigiar instituciones porque toman decisiones que no comparten, porque hay un límite.

Recordó que eso ocurría en el siglo XIX, y ya estamos en el XXI.Durante largo tiempo no ha habido este tipo de demandas, se les ha permitido, pero en este caso me pareció que, dada la gravedad de las imputaciones que hacen y que me señalan como jefe de Gobierno, sí debía de hacer algo porque de otro modo sería consentir una violación de esa naturaleza a nuestra Constitución y al Estado laico que vivimos.

Rechazó que con esto se coarte la libertad de expresión del cardenal o del vocero; ellos tienen todo el derecho, como cualquier ciudadano, a expresar lo que quieran, aquí el problema es que están tratando de coaccionar, presionar y, en última instancia, subordinar a las instituciones que toman decisiones según la ley, en este caso los ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación y el jefe de Gobierno.

Señaló que ahora Sandoval Íñiguez tendrá que demostrar que el jefe de Gobierno del Distrito Federal maiceo a los ministros de la Corte para que avalaran los matrimonios entre personas del mismo sexo y la posibilidad de que puedan adoptar.

Como es evidente que no tiene tales pruebas, anticipo que este juicio en lo que va a concluir es que el señor (Sandoval) se va a tener que disculpar públicamente, dijo.

Consulta la nota original aquí.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s